Aire cargado de vida

Vivo, vivo, vivo. Y vuelvo a vivir. Vivo tantas vidas como vidas hay. Vivo tantas vidas como cielos, como voces, como lugares existen. Una vida: una emoción. Una emoción: un mundo. El mundo: pluralidad y desorden armonioso, perfección intrínseca. Permanencia y volatilidad. 

Yo y el mundo. Todo. Eso. Todos. Nada. En el fondo no es nada. Solo aire. Aire cargado. 

mundo

Anuncios