Mi casa de paja

Algunos días me levanto en la casita de paja del cerdito más perezoso. Y sé que cualquier viento podría derribarme y que necesito reconstruirme para hacerme fuerte por dentro. Sin embargo, esos días es cuando es más difícil hacerlo. Así que cuando llega el lobo, no me queda otra alternativa que ofrecerle sin luchar el festín de mi cuerpo vencido.

three-little-pigs

Anuncios

Suspendidas en el aire

bosque-hojas-secas-luz-otoñoVan y vienen las hojas de los árboles. Se arrastran movidas por el viento, por la lluvia, por el sol, por las pisadas de la gente que nada con sus pies entre ellas.

Van y vienen los pensamientos como hojas de árbol. Se deslizan por el suelo de mi mente dejando tras de sí un murmullo de aspereza y quietud. El sol se ha puesto e inunda la tierra de un color rojizo, anaranjado. Respiro hondo. Las hojas ascienden dulcemente y se quedan suspendidas en el aire: como si pendieran de un hilo invisible, como si la ley de la gravedad no actuara sobre ellas durante unos segundos. Espiro: las hojas se balancean suavemente hasta que caen de nuevo a la tierra.